Incandescencia | Antonio Domínguez del Valle

Editorial: Europa Ediciones
Precio: € 12,90
Género: Poesía
Colección: Dibujar Espacios
Páginas: 79
Idioma: español
EAN: 978-88-9384-986-9

“Embriagados por la belleza, los pájaros que viven en el
campo no conocen la vida, solo la eternidad”

 

La poesía de Antonio Domínguez del Valle está cargada de silencios y de recuerdos que llegan a los pensamientos como voces de agua. Incandescencia es una antología de versos y textos poéticos que nos muestra el lado más intimista e introspectivo del autor. Una escritura con retazos místicos que nos hace pensar en una búsqueda, acaso la búsqueda que el propio Domínguez del Valle hizo con la religión, no llegándose a decantar por uno u otro sendero pero sí recorriendo un viaje personal que le llevaría a enriquecer su poética y a obtener sus propias ideas en torno al mundo y las creencias. Un recorrido que se refleja en las páginas y en los textos de esta antología, como si se tratase de una obra hecha de senderos en la que el lector se convierte en otro viajante, en una persona que busca y que pretende encontrar a través de las palabras

Antonio Domínguez Del Valle (1937-2013), nació y murió en la provincia de Huelva (España). Fue maestro de escuela hasta los cincuenta años, ocupación que le llevaría por numerosos lugares de España, terminando, hacia la mitad de su vida retirado en una casa de campo de la sierra de Huelva. Ámbito este que, desde su niñez y juventud, marcaría decisivamente la orientación mística de toda su existencia y su obra. Su fuerte y singular personalidad le llevó, desde muy joven, a una búsqueda espiritual incesante, pasando por diversas ideologías o religiones que habrían de nutrirle para ir más allá, en pos de su propia religión a la que llamó “Religión eterna y sin nombre”. Solo publicó en vida un pequeño libro de poemas en prosa titulado “El jardín de los dioses custodios”, inicio de una larga serie de escritos que oscilan entre la reflexión filosófica y la poesía mística (y que irán viendo la luz de forma póstuma), siendo sus referentes esenciales Plotino, Tagore, Juan Ramón Jiménez y Heidegger. Gran orador y de magnética personalidad, pronto devenía líder y guía de cuantos le conocían. Más que un poeta o un intelectual, un místico de impronta vital y activa que nunca vio suficiente la propia escritura, inclinado siempre a la construcción de una Comunidad espiritual o Escuela de campo, dedicada al pensamiento poético y la oración.

RESEÑA

Feria Liber 2019